Firmat, sábado, 22 de enero de 2022
Edición Digital Nro: 877
 

Archivo | Busqueda avanzada

Interés General | 07/12/2021
Concejo Municipal de Rosario
Diploma de Honor para la científica firmatense Romina Agostini
El Concejo Municipal de Rosario distinguió a un grupo de científicos con la entrega de un Diploma de Honor por el desarrollo de un proyecto biotecnológico vinculado con la nutrición bovina. La científica firmatense, Romina Agostini, forma parte del grupo de investigación y recibió su distinción.
El acto de entrega de las distinciones se llevó a cabo el miércoles 1 de diciembre en el palacio del Concejo Municipal de Rosario. Donde los ediles rosarinos reconocieron y distinguieron con el Diploma de Honor al gru-po de científicos del Conicet que abordó el desarrollo de un proyecto denominado TAULAB: un nuevo paradigma en la nutrición bovina. Entre los integrantes del equipo de trabajo se encuentra la biotecnóloga firmatense, Romina Agostini.

“Esta distinción surge a raíz de una competencia que nosotros ganamos en 2019, pero que se dilató por la pandemia”, contextualizó Romina a El Correo.


“Propusimos una idea biotecnológica para desarrollar un suplemento bovino que permitiría aumentar el rendimiento del animal, y a su vez disminuir las emisiones de gas metano y reducir el consumo del alimento por parte del animal”, detalló Agostini so-bre la labor llevada adelante junto a sus colegas, Paula Calace, Tatiana Pavlovic y Juan Zubimendi, quienes conformaron el grupo en el Laboratorio Cefobi del Conicet.

“Obviamente eso estaba en fase idea, si bien tenía el sustento científico de los papers, no teníamos nada demostrado”, precisó la biotecnóloga local, quien comentó que el proyecto surgió de manera independiente a las tesis doctorales que venían desarrollando en ese entonces. “Como nosotros no tenemos formación de negocios, y las herramientas necesarias para poder plantear un proyecto, nos inscribimos a varias convocatorias que hubo en 2019, como por ejemplo la de Naves del Banco Macro, que es una competencia súper conocida, que se realiza de manera federal en todas las provincias, y después los ganadores de cada provincia, avanzan a la Nave Nacional. Nosotros pasamos a la etapa a nivel nacional, y llegamos hasta las semifinales”, describió Romina en diálogo con El Correo.


En ese sentido, Romina también se refirió al recorrido que tuvo el proyecto durante 2019 y sus diferentes instancias. “En Rosario, hay una competencia muy conocida desde hace muchos años, que es la competencia planes de negocios que la organiza la Municipalidad, y ahí obtuvimos el segundo puesto. Después participamos de una convocatoria BIO.R que es la aceleradora del Conicet, donde también nos dieron una capacitación de cómo pensar el negocio. Allí, ganamos el tercer puesto”, agregó la científica firmatense.

“Teníamos muchos proyectos planificados para poder empezar las pruebas en el laboratorio y avanzar en el prototipo”, planteó Romina, pero remarcó que “con la llegada de la pandemia, el laboratorio cerró com- pletamente. Por lo tanto, no pudimos hacer ningún ensayo en el laboratorio, y el proyecto quedó en pausa”, señaló Agostini.

Incubadora URN-Conicet

A principios de 2021 Romina concluyó su doctorado, y hoy forma parte del equipo de la Incubadora UNR del Conicet, donde buscan acortar la brecha que separa a la ciencia del sector productivo local y regional, e incubar proyectos y empresas biotecnológicas que requieran de una fase de desarrollo en un entorno académico, para que no les suceda lo mismo que a su grupo de trabajo.

“Una persona que no está dentro del Conicet o que ya terminó su doctorado y se fue, y tiene una idea biotecnológica, no tiene lugar público donde probarlo. Lo podés probar en tu casa y ver si da o no, y avanzar. Entonces, ahora me encuentro formando parte de la Incubadora UNR- Conicet, esto también surgió este año con la idea de aprovechar todo el capital científico que está en Rosario y Santa Fe y que sea un lugar público para que los jóvenes presenten proyectos, prueben en el laboratorio y después si funciona o si el prototipo está validado, ahí sí puedan salir a buscar inversiones y formar la estartup, una empresa biotecnológica de rápido crecimiento”, detalló Romina a este medio.

“Me pareció importante promover el desarrollo de estos espacios públicos para impulsar el desarrollo de proyectos biotecnoló- gicos y ya hace unos meses que formo parte del grupo para equipar el laboratorio. Lo que estamos haciendo es montar el laboratorio con los equipos más esenciales y el año que viene se abrirían las rondas de convocatorias para llamar a diferentes proyectos que estén en fase idea de cualquier persona, ya sea que esté dentro del Conicet o no, para que empiecen las capacitaciones de planes de negocios y de estudios de mercadospara que se desarrolle la idea”, indicó la biotecnógola firmatense.

Para finalizar, Romina subrayó la importancia de generar espacios para la realización de los proyectos y evitar que se vayan. “En Rosario se está haciendo mucho para la generación de empresas biotecnológicas y se creó un ecosistema de vinculación, lo llaman ecosistema emprendedor, en donde están involucrados la municipalidad y hay diferentes fondos de inversión, hay distintas incubadoras que son privadas como para impulsar y aprovechar todo este capital y que el mismo no se vaya afuera”, concluyó Romina Agostini.

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales y no deben ser atribuidos al pensamiento de la redacción de El Correo de Firmat. Los comentarios pueden ser moderados por la redacción.