Firmat, jueves, 13 de agosto de 2020
Edición Digital Nro: 808
 

Archivo | Busqueda avanzada

Regionales | 30/06/2020
Venado Tuerto
Profesionales del sanatorio San Martín expresaron que están siendo víctimas de acusaciones infundadas y “sobreactuación política”

Profesionales del sanatorio San Martín expresaron que están siendo víctimas de acusaciones infundadas y “sobreactuación política” por la situación que se dio con el brote de coronavirus generada a partir de la atención brindada por un médico dentro de la guardia. Dieron detalles del accionar de la empresa luego de conocerse el caso índice y recordaron que los trabajadores de salud son los más expuestos al Covid. Cabe recordar que el desempeño del centro de salud está bajo investigación de la Justicia, que incluso ordenó un allanamiento en busca de documentación.

“Hoy estamos ante una pandemia y ante ella actuamos empleando el tiempo en buscar soluciones y no encontrar culpables, porque los efectores de salud estamos en la primera línea de batalla, exponiendo nuestras vidas y las de nuestras familias”, expresó el doctor Roberto Salvai en el inicio de la conferencia de prensa que brindaron el lunes al mediodía.


El profesional consideró que “se nos juzga de manera injusta, responsabilizándonos de un brote de coronavirus en Venado Tuerto. Se nos señala desde el miedo, el desconocimiento o la angustia, lo cual puede resultar comprensible, pero también desde una sobreactuación política que de manera imprudente ha afectado la integridad de una empresa y sus trabajadores, exhibiendo un profundo desconocimiento del funcionamiento de las instituciones de salud”, expresó dando lectura a un comunicado que emitió la empresa.

Salvai también recordó que estamos ante “una pandemia inédita, de gran contagiosidad que afectó a todo el mundo, incluso a países con mayores recursos humanos y económicos. Por eso pensar graciosamente que la enfermedad no iba a ingresar a Venado Tuerto es fruto de la fantasía y el desconocimiento. Llegó y debemos afrontarlo”.

Endureciendo el discurso, Salvai agregó: “Buscar culpables en una pandemia es de ignorante, y hacerlo en un efector de salud es de una chatura intelectual importante. Tenemos que dar una respuesta como sociedad en conjunto”.

El contagio

Por su parte, el director médico, Joaquín Sánchez de Bustamante, hizo referencia a la situación que dio origen al brote de Covid dento del sanatorio: “No hay personal suficiente para cubrir la guardia, por eso hay muchos profesionales que provienen de otras localidades y este médico en particular presta servicios desde hace tres años. No venía de una zona de circulación viral y se trabajó con el mismo protocolo que tiene el resto de personal de salud. No se testea todos los días porque es inviable, pero ante el primer síntoma debe ser aislado y testeado, y eso fue lo que ocurrió antes de tomar la guardia del viernes”, luego de haber trabajado 12 horas el pasado jueves 18.

Sánchez de Bustamante añadió: “Luego se realizó el bloqueo de la ruta epidemiológica, es decir todas las personas que tuvieron contacto estrecho dentro del sanatorio, que son las que estuvieron 15 minutos sin las medidas de protección. Fueron enviadas a aislamiento preventivo y así seguirán hasta el próximo jueves”.

Cuando un test arroja resultado positivo, se generan nuevas rutas epidemiológicas. En este caso, el último caso que se reportó ayer corresponde a una mujer que trabaja en el sanatorio y ya estaba en aislamiento y testeada, pero se le realizó un segundo análisis ante la aparición de síntomas.

La atención hoy

El director explicó que actualmente el sanatorio no está cerrado, sino que trabaja al 30 por ciento de su capacidad operativa por la cantidad de personal que tiene en aislamiento. “Empezamos a recibir pacientes del Hospital –dentro de la capacidad que tenemos hoy- para liberar camas en terapia e internación en sala, venimos trabajando en conjunto con el doctor Alzari. Hoy ingresan cinco pacientes al sanatorio desde el Hospital, y el jueves vamos a recuperar parcialmente nuestro personal de todas las instancias”, informó.

Con respecto a los protocolos de cuidado, Sánchez de Bustamente reconoció que todos “entran en revisión”. No obstante, el jefe del Laboratorio, Marcelo Luca, indicó: “En este caso, ya se le hizo el testeo a los trabajadores y pacientes con contacto estrecho con el médico que dio el primer positivo, e incluso al geriátrico entero. Se aíslan todos los pacientes y si aparecen síntomas se vuelven a testear. El 90 por ciento está controlado, pero puede aparecer alguno más”. 

Periodista/Fuente: Juan Miserere | Venado24
Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales y no deben ser atribuidos al pensamiento de la redacción de El Correo de Firmat. Los comentarios pueden ser moderados por la redacción.